El Capullo

17.11.07

Hay Amores - Shakira

Ay! mi piel,
que no haría yo por ti
por tenerte un segundo,
alejados del mundo y cerquita de mí

Ay! mi piel, como el río Magdalena
que se funde en la arena del mar,
quiero fundirme yo en tí.

Hay amores que se vuelven resistentes a los daños,
como el vino que mejora con los años,
así crece lo que siento yo por ti.

Hay amores que se esperan al invierno y florecen
y en las noches de otoño reverdecen
tal como el amor que siento yo por ti.

Ay! mi piel, no te olvides del mar
Que en las noches me ha visto llorar
tantos recuerdos de ti.

Ay! mi piel, no te olvides del día
que se paró en tu vida,
de la pobre vida que me tocó vivir.

Hay amores que se vuelven resistentes a los daños
como el vino que mejora con los años
así crece lo que siento yo por ti.

Hay amores que parece que se acaban y florecen
y en las noches del otoño reverdecen
tal como el amor que siento yo por ti.

yo por ti…por ti…como el amor que siento yo por ti.

Ausencia

Sabes una cosa…
a veces cuando despierto
la soledad embiste
en el espacio vacío
al lado izquierdo de mi
de mi cama,
donde no estás
donde nunca has estado
Soledad como ausencia
de aroma sin nombre
de tacones con botas
y de ojos chinos
Vacante en el pecho
de amanecer frío
de tarde lluviosa
y extraño…
lo que no he tenido
lo que deseo

EL DULCE SABOR DE UNA MUJER EXQUISITA (Gabriel García Márquez)

Una mujer exquisita no es aquella que más hombres tiene a sus pies,
si no aquella que tiene uno solo que la hace realmente feliz.

Una mujer hermosa no es la mas joven, ni la mas flaca, ni la que tiene el cutis mas terso o el cabello mas llamativo,
es aquella que con tan solo una sonrisa y un buen consejo puede alegrarte la vida.

Una mujer valiosa no es aquella que tiene más títulos, ni mas cargos académicos,
es aquella que sacrifica su sueño por hacer felices a los demás.

Una mujer exquisita no es la más ardiente, sino la que vibra al hacer el amor solamente con el hombre que ama.

Una mujer interesante no es aquella que se siente halagada por ser admirada por su belleza y elegancia, es aquella mujer firme de carácter, que puede decir NO.

Y un HOMBRE... UN HOMBRE EXQUISITO es aquel que valora a una mujer así­.